Condenado a cuatro años de prisión a un hombre por acuchillar en el cuello a otro

condenadoLa Sección Segunda de la Audiencia Provincial ha condenado a cuatro años de prisión a un hombre que apuñaló a otro en el cuello en la puerta de un bar de Elche de la Sierra, al considerarle responsable de un asesinato en grado de tentativa. Además la sentencia establece que no pueda acercarse a su víctima en un plazo de ocho años, que pague al Sescam una indemnización de 29.795, 94 euros.

En el juicio la acusación particular solicitó una pena de 13 años de prisión y el pago de una indemnización de 60.000 euros para la víctima, mientras que el fiscal, Emilio Frías, solicitó una pena de nueve años de prisión y 29.700 euros de indemnización para el Sescam, al considerar que no era intento de asesinato, sino de homicidio. Por último, el abogado de la defensa, Jesús Claramonte, pidió una pena de un año de prisión por un delito de lesiones atenuado porque su cliente estaba ebrio y por la reparación del daño.

En cuanto al acusado explicó que «iba chispaó y no me acuerdo», si que comentó que a las cinco de la tarde estaba en su bancal, en Elche de la Sierra bebiendo vino. También aseguró que desde los 14 años bebía a diario, que ahora tenía 73 años y que había recibido tratamiento por problemas de alcoholismo.

Los hechos

Según la sentencia el día 16 de Febrero de 2012 sobre las 20:30 horas, el procesado A.S.C., se encontraba en compañía de otros consumiendo alcohol en un bar de Elche de la Sierra, donde también entró A.A.P. para tomar una cerveza.

En un momento determinado y por causas desconocidas, el procesado salió a la calle esperando en la puerta del bar a que también lo hiciese A.A.P., instante en que se abalanzó sobre él súbitamente, cogiéndolo por el hombro derecho y clavándole una navaja que portaba en su mano derecha, por el lado izquierdo del cuello a la altura de la yugular.

Por el encontronazo, ambos cayeron a una jardinera próxima a la puerta del establecimiento, siendo separados y levantados por los allí presentes, quienes alarmados por la abundante sangre que manaba de la herida producida en el cuello, trasladaron a A.A.P. inmediatamente al Centro de Salud de Elche de la Sierra y de ahí al Hospital de Hellín, salvando la vida gracias a la rápida asistencia médica.

Como consecuencia del navajazo recibido, sufrió multitud de lesiones de las que tardó en curar 99 días, de los cuales 66 han sido impeditivos para el desempeño de sus ocupaciones habituales, 10 días no impeditivos y 23 de hospitalización, además de una primera asistencia facultativa, necesitó de tratamiento quirúrgico y médico.

Las secuelas sufridas son las siguientes: trastorno neurótico, amputación parcial de la lengua, paresia del nervio facial, paresia del nervio hipogloso y cicatrices en zona occipital de la cabeza y cuello (visibles y antiestéticas) que junto con la afectación de la movilidad lingual y de la

fonación, le causan un perjuicio estético moderado.

El procesado al tiempo de los hechos había consumido alcohol que le afectó levemente sus facultades volitivas sin tener mermadas las intelectivas pudiendo comprender la ilicitud de los hechos cometidos.

Fuente e Imagen: La Verdad

1 comentario

  1. Un abogado que defiende a un autor de un delito, automaticamente se convierte en cómplice y encubridor de un delito. por lo qué debería ser castigado con la pena correspondiente. De nada sirve la excusa de la presunción de inocencis, ni de la igualdad de oportunidades; sino, que se lo pregunten a cualquiera de los fallecidos en actos como el presente. “La máxima justicia es a veces, máxima injusticia”

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*