Varios dirigentes socialistas albaceteños, procesados por prevaricación

La actual alcaldesa de Elche de la Sierra, Maria del Carmen Ruiz Escudero, el anterior primer edil, Domingo del Val Perdiguero, y otros dos dirigentes del PSOE de esta localidad serrana, Juan Fernández Sánchez y Juan Carlos Belmonte Merenciano, este último actual concejal en el municipio, se sentarán en el banquillo de los acusados por un delito continuado de prevaricación urbanística.

Los cuatro procesados se enfrentan a penas de un año y seis meses de prisión y nueve años de inhabilitación para cargo público, que pide el Fiscal, y dos años y seis meses de prisión y 12 años de inhabilitación especial, como solicita la acusación particular representada por el mismo grupo político que en 2005 denunció los hechos, el Partido Popular.
El portavoz del PP de Albacete, Juan Marcos Molina, junto con el portavoz municipal de este partido en Elche de la Sierra, José Cayetano Guerrero, y otros dos concejales, explicaron ayer que los hechos denunciados se refieren a cinco licencias urbanísticas concedidas por el equipo de gobierno socialista para construir viviendas en terrenos que no tenían la condición de solar, y que se encuentran en una «zona cepa», de especial protección de aves en la sierra de Alcaraz y del Segura y los Cañones del Segura y el Río Mundo, y con los informes técnicos desfavorables del secretario y el arquitecto técnico municipal, arquitecto que ha sido destituido de su cargo tras conocer la procesada el auto del Juzgado de Instrucción de Hellín por el que se declara la apertura de juicio oral.
Para el PP, lo «sorprendente» es que la alcaldesa sigue dando licencias en contra de los informes técnicos que advierten que no son legales, concretamente en el Polígono San Marcos. Por ello, Guerrero exigió la comparecencia del secretario general del PSOE en Albacete, Francisco Pardo, para que dé explicaciones de lo que está haciendo la alcaldesa y «la expulsión inmediata de militancia de estos cargos del PSOE».
«Que no se derriben»
Cuatro de las viviendas unifamiliares objeto de la denuncia están habitadas y seis están construidas en el paraje de especial protección de aves, aunque no están habitadas, y la idea era destinarlas a turismo rural. Los miembros del PP dejaron claro que no quieren que se derriben las viviendas; «sólo pedimos responsabilidades políticas y penales de aquellos miembros del PSOE que otorgaron esas licencias»
A falta de señalarse la vista oral, el portavoz del PP en Albacete comentó que espera se celebre «cuanto antes», posiblemente en el último trimestre del año. Será el Juzgado de lo Penal de Albacete el órgano competente para ello.
Fuente e Imagen: ABC

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*